SHARE
Nueva Ley para los trabajadores autónomos

La nueva Ley para los trabajadores autónomos ha levantado cierta duda y consultas en los últimos tiempos, además de bastante expectación por su aplicación, os presentamos los cambios más importantes.

El pasado 28 de junio el Congreso los Diputados aprobó por unanimidad de todos los grupos la Proposición de Ley de Reformas Urgentes del Trabajo Autónomo, que ha derivado en la ley 6/2017 para los trabajadores autónomos. El 2 de octubre fue debatida en el Senado, sin que finalmente se hayan producido modificaciones a la proposición de Ley inicial puesto que el Partido Popular, con mayoría absoluta en el Senado, ha rechazado la totalidad de las enmiendas de mejora planteadas por el resto de grupos (en total 68 enmiendas). En consecuencia la Ley se mantiene con su redacción inicial y, tras su ratificación por el Congreso y publicación en el BOE el miércoles 25 de octubre de 2017 de la Ley 6/2017 para los trabajadores autónomos, se ha establecido la entrada en vigor en diferentes momentos según las principales medidas. En general la entrada en vigor se contempla para el día siguiente a su publicación en el BOE, es decir, el 26 de octubre de 2017, pero para ciertas medidas se establecen otros plazos que hemos indicado en este artículo para una mayor aclaración del mismo.

Tal y como remarca la exposición de motivos, el trabajo autónomo tiene en España gran relevancia, tanto en la contribución de generación de riqueza como en su capacidad para crear empleo o para el desarrollo y fomento de la actividad emprendedora. Por ese motivo, se impulsa esta reforma, con el apoyo de todos los partidos políticos, con el objetivo de mejorar la situación y derechos del trabajador autónomo.

Nueva Ley para los trabajadores autónomos

 

En relación con las cotizaciones a la Seguridad Social, teniendo en cuenta que los ingresos de los autónomos no son fijos sino que son inciertos y variables en el tiempo se aprobarán las siguientes medidas:

  • Cotización por los días efectivos de alta y no por meses completos como hasta ahora permitiéndose expresamente la posibilidad de hasta tres altas y bajas en el mismo año para cotizar únicamente por los días de actividad.
  • Posibilidad de modificar la base de cotización hasta 4 veces en el mismo año en función de los intereses del autónomo en cada momento (hasta ahora sólo 2).
  • Se reducen al 10% los recargos por ingreso fuera de plazo del pago de las cuotas sociales de los trabajadores autónomos de alta, siempre que dichas cuotas sean ingresadas dentro del mes natural siguiente (para retrasos superiores a un mes el recargo se mantiene en el 20%). Entrada en vigor a partir del 1 de enero de 2018.
  • Se reintegrará parte de la cuota por contingencias comunes cuando el trabajador autónomo compatibilice su actividad con otra por cuenta ajena y se flexibilizan las obligaciones de cotización como trabajadores autónomos para estas personas con pluri-actividad.

 

Por otro lado se establecen medidas para ayudar a los trabajadores autónomos que decidan iniciar su actividad

  • La cuota reducida por inicio de actividad de 50 euros/mes se amplía de 6 a 12 meses y se permite optar por ella a aquellos autónomos que no hubiesen estado de alta en régimen de autónomos en los 2 años anteriores (antes se exigían 5 años). Esta medida entrará en vigor el 1 de enero de 2018.
  • Durante el año siguiente al alta, se establecen bonificaciones en la cuota por contingencias comunes, y también durante el tercer año para los menores de 30 años (menores de 35 si son mujeres).
  • También se establecen bonificaciones para los trabajadores autónomos que inicien una actividad y tengan discapacidad, sean víctimas de violencia de género o de terrorismo. Esta medida entrará en vigor el 1 de enero de 2018.

Nueva Ley para los trabajadores autónomos

 

Igualmente se adoptan diversas medidas destinadas a mejorar los derechos del colectivo del trabajador autónomo.

  • Derecho a bonificación del 100% en la cuota de contingencias comunes por cuidado de hijo menor de 12 años, familiar a cargo dependiente o con discapacidad así como para los períodos de descanso por maternidad y paternidad.
  • Cuota por contingencias comunes de 50 euros durante 12 meses para las madres que se reincorporen a la actividad después de la baja por maternidad.
  • Declaración de utilidad pública para las asociaciones de trabajadores autónomos que acrediten ser las más representativas del sector; estatales y autonómicas. Se creará el Consejo del Trabajador Autónomo.
  • Compatibilidad entre la pensión por jubilación y el mantenimiento de la actividad por cuenta ajena, siempre que se contrate a un empleado.
  • Medidas para la mejora formativa de los Trabajadores Autónomos
  • Consideración como accidente de trabajo el producido por desplazamiento de casa al centro habitual de trabajo del autónomo (accidente in itinere).

 

Por último, reformas fiscales, para mejorar la tributación del Trabajador Autónomo:

  • Posibilidad de deducción del vehículo en el IRPF en las mismas condiciones que en el IVA, es decir, deducción del 50% de la amortización del vehículo, salvo que se trate de un vehículo industrial o se pueda acreditar una necesidad superior para el desarrollo de la actividad.
  • Los autónomos que trabajen desde casa podrán deducirse un 30% de la proporción existente entre los metros cuadrados de la vivienda destinados a la actividad respecto al total de los metros cuadrados que dispone la vivienda de los suministros de agua, gas y electricidad, salvo que el contribuyente pruebe un derecho a deducción superior. Entrará en vigor a partir del 1 de enero de 2018.
  • Posibilidad de deducción de un importe por día laborable en gastos de manutención, siempre que estén justificados con factura y se paguen por medios telemáticos.

“A pesar de las mejoras y cambios que la Ley introduce, nuestra valoración es que se ha desaprovechado una gran oportunidad de equiparar definitivamente los derechos de los trabajadores autónomos y darle un impulso real a la actividad emprendedora”

Las asociaciones y los trabajadores Autónomos

En relación al Real Decreto 416/2015 de 29 de mayo, sobre depósito de estatutos de las organizaciones sindicales y empresariales y su artículo primero, el Ministerio de Trabajo y Asuntos Sociales en respuesta a consultas efectuadas por esta firma de abogados, nos indican que en lo que respecta a las Asociaciones Empresariales, no se permitirá la condición de asociado a los trabajadores autónomos que no tengan trabajadores a su cargo.

Ello no obstante, esto no significa que dicha Asociación empresarial deba disolverse, o que el Ministerio de Trabajo las vaya a disolver de oficio, sino que por el contrario, una vez se tenga constancia del hecho comentado y no subsanado, el Ministerio de Trabajo las podrá derivar al Ministerio de  Interior donde continuarán desarrollando su actividad sin más, pero como asociaciones profesionales.