SHARE
Estrategia para la rehabilitación energética en el sector de la edificación en España

El Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana remitió el pasado mes de julio a la Comisión Europea la nueva actualización de la Estrategia a Largo Plazo para la Rehabilitación Energética en el sector de la Edificación (ERESEE 2020). El artículo 2 bis de la Directiva 2010/31/UE de 19 de mayo de 2010 relativa a la eficiencia energética de los edificios, modificada por Directiva (UE) 2018/844, establece que cada Estado miembro elaborará una estrategia a largo plazo para apoyar la renovación de sus parques nacionales de edificios residenciales y no residenciales, tanto públicos como privados, transformándolos en parques inmobiliarios con alta eficiencia energética y descarbonizados antes de 2050, facilitando la transformación económicamente rentable de los edificios existentes en edificios de consumo de energía casi nulo.

El objetivo es establecer una estrategia que incluya escenarios de intervención, medidas e indicadores de progreso para la rehabilitación del parque edificado, la transformación económicamente rentable de los edificios existentes en edificios de alta eficiencia energética y la descarbonización del sector en 2050. El Plan Verde de la Comisión Europea concede una importancia prioritaria a la apuesta por la rehabilitación energética de la edificación entre los objetivos fundamentales para contribuir a la descarbonización. No en vano, el sector de la edificación supone en su conjunto, por ejemplo en el caso de España, un 30 % aproximadamente del consumo total de energía, de los que más o menos dos quintas partes corresponden al sector terciario y tres quintas partes al residencial.

Dicha estrategia está estructurada según diferentes ejes:

  • Impulso de la coordinación sectorial
  • Desarrollo normativo y medidas administrativas a favor de la rehabilitación energética
  • Rehabilitación de los edificios de las administraciones públicas y otras medidas ejemplarizantes
  • Financiación pública
  • Fomento y movilización de la financiación privada
  • Lucha contra la pobreza energética
  • Despliegue de un nuevo modelo energético en el sector de la edificación
  • Activación y agregación de la demanda
  • Profesionalización, modernización del sector de la rehabilitación, formación y capacitación
  • Información y sociedad. el ciudadano en el centro
  • Desarrollo de estadísticas, indicadores y seguimiento

En línea con lo establecido en el Plan Nacional Integrado de Energía y Clima, se pretende reducir el consumo de energía final en el sector residencial en casi 26.400 GWh, en medio de un previsión de rehabilitación de la envolvente de 1,2 millones de viviendas y la sustitución de más de 3,5 millones de sistemas de calefacción y ACS, con una inversión total de 25.951 millones de euros. En el sector residencial los ahorros se producirían fundamentalmente en los usos de calefacción y ACS, que representan de media actualmente más del 60 % del consumo de las viviendas.

En el sector terciario el objetivo de ahorro de energía para 2030 es de 10.000 GWh. En la Estrategia se prevé un ahorro de 2.915 GWh, respecto del escenario tendencial, en los usos de climatización, ACS e iluminación, con una inversión total superior a los 3.600 millones de euros, especialmente dedicada a la mejora de la eficiencia energética de los edificios públicos.

Para conocer el plan completo, se puede efectuar la descarga de la ERESEE 2020 aquí.