SHARE
Telematel presenta GO!Cloud Server, servidor online para el sector de la construcción

Telematel presenta GO!Cloud Server, un servidor en la nube destinado al sector de la construcción, fácil de implantar y que permite un alto nivel de ahorro y multiplica las opciones de movilidad y teletrabajo. Se trata de una solución indicada para aquellas empresas que quieran potenciar el teletrabajo y las soluciones de movilidad dentro de su compañía.

 

Cualquier empresa que quiera adquirir un nuevo servidor, se enfrenta a una decisión ciertamente compleja. El proceso implica decidir sobre características como su potencia, capacidad, etc, tanto como sobre la configuración y puesta en marcha del mismo. Pero también sobre posibles migraciones de datos, servicios y asegurar la compatibilidad del hardware y del software. Para eliminar todas estas dificultades está la nueva iniciativa de Telematel, que puede conocerse de primera mano en la siguiente dirección: https://www.telematel.com/gocloud-servidor-nube/

Para proteger los datos, GO!Cloud Server cumple con normativas internacionales como la ISO 27001 ENS/NIST (Esquema Nacional de Seguridad / National Institute of Standards and Technology) y los centros de datos con la certificación Tier III. Esto significa que los servidores de Telematel están monitorizados y disponibles en todo momento. También disponen de sistemas contra incendios, inundaciones y antisísmicos. Y cuentan con suministros de energía y comunicaciones redundados para que siempre puedan utilizarse. Todo ello se traduce en una disponibilidad del servidor superior al 99,9 % y en una seguridad total de los datos. Desaparecen las situaciones en que no se pueden crear albaranes, realizar partes o atender a los clientes.

Se gana, por lo tanto, eficiencia. Y calidad de servicio. Y, además, también se potencia el ahorro. GO!Cloud Server permite eliminar costes operativos, tanto directos como indirectos. Y también puede escalarse a medida que crece el negocio. Cuando se necesite más potencia de cálculo, más espacio en disco, más procesadores, más memoria RAM, basta con realizar una sola llamada. En cuestión de minutos, horas, el servidor se amplía.