MAN Truck & Bus, fabricante líder europeo de vehículos comerciales, y ABB E-mobility han firmado un acuerdo de cooperación exclusivo, con el objetivo de colaborar aún más estrechamente, especialmente en el ámbito de la investigación y el desarrollo. La alianza, que inicialmente tendrá una duración de tres años, se centra desde el principio en la experiencia del cliente, además del desarrollo interno y el desarrollo posterior de las estaciones de carga, los vehículos y el software.

 

El sistema de carga de megavatios (MCS) marca el inicio de esta cooperación estratégica, que responde a la necesidad que cada día tienen más empresas respecto a cambiar su flota de vehículos de combustión por otra electrificada. Aún así, desde el ámbito de la ingeniería en el fabricante de camiones se considera que la cooperación en el ámbito de la investigación y el desarrollo es bastante poco común. Tal vez por eso, la alianza nace con la fuerza de afianzar una relación de confianza, “una asociación vinculante y transparente”.

MAN y ABB E-mobility firman un acuerdo de colaboración técnica y cooperación en I+D

En el terreno del sistema de carga de megavatios, la cooperación entre industrias es especialmente importante, con el fin último de poder lograr un transporte de pasajeros y mercancías pesadas de larga distancia sostenible y económico. Desde Man señalan que, a través de la cooperación, “podemos abordar los desafíos de la nueva tecnología en una etapa temprana e impulsar la estandarización más rápidamente”. Estos desafíos incluyen el estándar de comunicación ISO15118-20 y nuevas formas de transmitir señales. La base del MCS es la comunicación Ethernet, que se utiliza por primera vez en la electromovilidad. Las primeras pruebas de software e interoperabilidad con vehículos y estaciones de carga deberían ayudar a establecer productos confiables lo más rápido posible en un entorno de mercado emergente.

Por su parte, en ABB puntualizan que “alto rendimiento de carga, tecnología fiable y confianza del cliente”, son los requisitos para el éxito de la electromovilidad en el transporte de mercancías pesadas y de pasajeros de larga distancia. La multinacional quiere estar preparada para, desde el próximo año 2025 poder tener en el mercado “un producto que cumpla con los requisitos de la logística”. El mercado necesita un ecosistema que se interconecte y funcione de forma fiable, de ahí la voluntad de ambas compañías para desarrollar conjuntamente un concepto para la interacción de MCS y CCS, que aborde cuestiones como el espacio, el suministro de energía y la ampliación de la red. En ABB consideran que el sistema MCS también se utilizará en el futuro en el sector de viajes, por ejemplo para autocaravanas y autocares. “Esto traerá desafíos adicionales y un cambio en el comportamiento de los usuarios”, concluyen.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí