SHARE
Retos y soluciones en el mantenimiento de edificios

Los edificios son ecosistemas complejos y su buen rendimiento influye no solo en la factura eléctrica, sino también en el valor de la propiedad y en la satisfacción y productividad de sus ocupantes, entre muchas otras cosas. Sin embargo, las expectativas de disponibilidad, rendimiento, eficiencia energética y seguridad de un edificio aumentan al mismo tiempo que lo hacen otros retos: envejecimiento de las infraestructuras, falta de recursos y presupuesto, etc. De ahí que, los profesionales encargados del mantenimiento de las instalaciones necesiten encontrar un equilibrio entre todos estos retos y sacar el máximo partido al rendimiento del edificio. Vamos a analizar cómo.

 

Históricamente, el tipo de mantenimiento más común en los edificios ha sido el correctivo, que se basa en esperar hasta que se produce una incidencia y, entonces, solucionarla. Este enfoque acaba dando lugar a largos períodos de inactividad, que derivan en un alto coste. De hecho, el mantenimiento reactivo es cinco veces más caro que uno programado, cuesta entre un 25 % y un 30 % más en reparaciones con cuatro veces más averías y un bajo retorno de la inversión.

Los horarios planificados de manera rígida no detectan los problemas a medida que ocurren. Solo se descubren durante los intervalos de mantenimiento planificados, lo que aumenta el riesgo de avería.

 

Sólo el 1 % de los fallos en un edificio no es predecible ni prevenible

Las estadísticas indican que cerca del 25 % de los fallos en un edificio no se consiguen prever por falta de experiencia o conocimiento; otro 25 % se prevén, pero las predicciones no se comprueban ya que los equipos no están conectados continuamente; otro 20 % son predecibles, pero aun así los equipos no se detienen para su reparación; un 14% son fallos asociados a causas externas a la propia actividad y, por último, el 1% restante son fallos que no son predecibles ni prevenibles, por lo que requieren aplicar un mantenimiento correctivo.

De esta información se concluye que disponer de datos y analíticas es un importante elemento diferencial para optimizar las operaciones, ya que permite atender a las causas de los fallos incluso antes de que ocurran.

Adoptar un enfoque predictivo en la gestión de edificios permite ir un paso más allá. Al acceder a datos analizados en tiempo real es posible identificar y evitar potenciales amenazas a la continuidad de las operaciones del edificio, a sus gastos energéticos o a otros problemas de mantenimiento.

 

Retos y soluciones en el mantenimiento de edificios

“El mantenimiento reactivo es cinco veces más caro que uno programado, cuesta entre un 25 % y un 30 % más en reparaciones con cuatro veces más averías y un bajo retorno de la inversión”

 

Los tres pilares esenciales para el mantenimiento remoto

Esto pasa por conectar todos los elementos del sistema para comunicarlos, capturar laz información de las condiciones y el estado de la operación y analizar y convertir los datos en herramientas precisas. Combinar estos tres pilares anteriores permite realizar un mantenimiento remoto y proactivo de los edificios, reuniendo toda la información posible de los equipos, propios y de terceros, pudiendo tomar acciones seguras y eficientes. Esto es lo que facilita un completo ecosistema de servicios de supervisión analítica, como EcoStruxure Building Advisor de Schneider Electric. Con un enfoque que integra personas, tecnología y colaboración, proporciona un mantenimiento de edificios más eficiente.

Building Advisor es una solución analítica para detección automática de fallos y generación de diagnósticos en edificios. Monitoriza 24/7 los sistemas HVAC del edificio, de cualquier fabricante, y detecta automáticamente incidencias a nivel de confort, mantenimiento y energía. Para cada incidencia, calcula el coste económico de la misma y genera un diagnóstico con las posibles causas del problema. Los expertos remotos junto con el conocimiento del personal de mantenimiento en su instalación proporcionan un soporte 24 horas al día y 7 días a la semana.

 

Retos y soluciones en el mantenimiento de edificios

Cerca del 25 % de los fallos en un edificio no se consiguen prever por falta de experiencia o conocimiento. otro 25 % se prevén pero no se comprueban”

 

 

Monitorizando y anticipando continuamente las irregularidades del sistema, en promedio EcoStruxure Building Advisor de Schneider Electric reduce un 33 % las quejas de los ocupantes, un 29 % el mantenimiento no programado y un 20 % los costes de energía. Además, permite resolver un 80 % de las incidencias de forma remota.

Para gerentes y propietarios de edificios, la cantidad de datos generados por los dispositivos IoT en sus instalaciones puede ser abrumadora. Recoger y analizar la información a través de una plataforma digital avanzada permite obtener una visión holística de la instalación y realizar una auditoría continua sobre la instalación, descubriendo así puntos de mejora de forma continua. EcoStruxure Building Advisor de Schneider Electric ayuda a visualizar y a entender todos esos datos, para que puedan conseguir el máximo rendimiento de su edificio, reducir el mantenimiento y aumentar la satisfacción de los ocupantes.