SHARE
Rebaja de un 20% en el IBI para las casas más eficientes

Las casas que favorezcan el ahorro de energía verán reducido un 20% su recibo del Impuesto de Bienes Inmuebles (IBI). Aquellas que tengas la calificación energética A podrán ahorrar también en euros, además de gastar menos energía, las que gocen de una calificación B, serán bonificadas con el 16% y con un 12% las C. Por su parte en las categorías D Y E disfrutarán de rebajas del 8% y del 4% respectivamente, mientras las casas con balance F Y G no tendrán rebaja alguna. Esta medida se puede aplicar desde el 1 de enero de 2016.

El ahorro beneficia especialmente a quienes tengan pensado comprar o alquilar una vivienda el próximo año, y prevé incentivar la rehabilitación energética de los edificios, aunque en si mismo no sólo supone un ahorro con respecto a la decisión de reforma, cuyo presupuesto es siempre bastante más amplio que la posible rebaja. En cambio, si el propietario tiene pensada y decidida la reforma, podría mejorar la calificación sólo con un poco más de inversión, probablemente con un 10% más de coste podría subir en la escala dos o tres peldaños y así obtener un porcentaje de ahorro muy superior. La reformas más recurrentes para obtener esa mejora consisten la instalación de ventanas y vidrios con mejores prestaciones, aislamientos también mejores, cambiar calderas tradicionales por calderas de condensación o, en general, colocar equipos y combustibles de altos rendimientos y bajas emisiones. Además, el usuario puede acceder a diversas subvenciones públicas.

Según un estudio del Instituto para la Diversificación y el Ahorro de Energía, IDAE, ocho de cada diez edificios españoles tiene una certificación energética E o menor, es decir suspendería el examen del ahorro energético. La Certificación Energética de Edificios sólo ha llegado a 1,5 millones de viviendas, del alrededor de 25 millones que existen en nuestro país.