SHARE
La tecnología de ABB permite ahorrar un 40% de energía al Hotel InterContinental

El Hotel InterContinental de Madrid está cumpliendo sus objetivos medioambientales con una reducción del consumo de energía de 445.000 kWh anuales, tras equipar sus sistemas de calefacción, ventilación y aire acondicionado (HVAC) con convertidores de ABB y motores de alta eficiencia. La iniciativa forma parte del programa “Green Engage”, de IHG (InterContinental Hotels Group), que cuenta con unos 5.000 hoteles de 12 marcas y está apostando con fuerza por la sostenibilidad. Gracias a dicho programa, ya ha conseguido que, entre 2013 y 2017, sus hoteles y resorts reduzcan su consumo energético hasta en un 25%. Un aspecto clave en la reducción de energía son los sistemas de calefacción, ventilación y aire acondicionado, que pueden suponer entre el 60 y el 80% de toda la energía que consume un hotel.

La tecnología de ABB permite ahorrar un 40% de energía al Hotel InterContinental

El establecimiento con el que el grupo cuenta en el Paseo de la Castellana madrileño es un hotel de cinco estrellas, que lleva sus 65 años de historia siendo un referente en el sector hotelero español. Al año recibe a unos 100.000 huéspedes, entre los que se incluyen presidentes, miembros de la realeza, celebridades y grandes empresarios. “Green Engage” adjudica a cada uno de los hoteles del grupo ciertos objetivos medioambientales, aunque “sin comprometer un ápice la comodidad o el bienestar de nuestros huéspedes”, explica Esteban Rodríguez, ingeniero jefe del Hotel InterContinental Madrid. Un estudio sobre el consumo de energía realizado por Exel Industrial -proveedor de ABB para ventas, soporte, servicio e ingeniería en Madrid- reveló que éste era elevado, especialmente en los ocho grupos de bombas que dan servicio a sus sistemas de calefacción, ventilación y aire acondicionado y al suministro de agua caliente para las habitaciones, cocinas y otras instalaciones.

La tecnología de ABB permite ahorrar un 40% de energía al Hotel InterContinental

Basándose en estos resultados, se equiparon los sistemas de bombeo con 13 convertidores de frecuencia ACH550 de ABB y 16 motores eléctricos, con clasificación de eficiencia energética IE3, y se integraron en los sistemas de gestión de edificios. Esta mejora proporciona al sistema, en su conjunto, una mayor estabilidad y eficiencia energética, ya que ahora las velocidades del motor están ajustadas y se adaptan a la demanda precisa de energía de cada momento. La reducción del consumo obtenida y cifrada en 445.000 kilovatios hora (kWh), reduce la factura anual de energía del hotel en más de 32.000 euros y permite amortizar la inversión en menos de dos años. Además, el impacto ecológico se ha reducido en 253 toneladas de dióxido de carbono (CO2) al año. En la actualidad, la industria hotelera representa el 1% de todas las emisiones mundiales, cifra que aumentará a medida que el turismo siga creciendo y si, como se estima, el número total de habitaciones de hotel en todo el mundo pasa de 17,5 millones a más de 25 millones en 2050.