SHARE
El Gobierno prevé que la cotización por ingresos reales de los autónomos esté lista en 2022 e incremente la recaudación

El Gobierno prevé que el nuevo sistema de cotización por ingresos reales para los trabajadores autónomos esté en funcionamiento a principios del año próximo y que pueda elevar la recaudación media anual de los 10.000 millones de euros actuales a los 15.000 millones.

El ministro de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones, José Luis Escrivá manifestó las previsiones para su puesta en marcha recientemente y también la voluntad de instaurar un esquema progresivo, aunque también aseguró que probablemente no afectará a todos los trabajadores de alta en el RETA, aunque sí a una amplia mayoría de los mismos.

El Gobierno prevé también que se incremente la recaudación de la Seguridad Social por este concepto en torno a un 50 %, aunque la previsión es que más de 2 millones de autónomos vean reducida su cotización mensual, mientras sólo otros 700.000 sufren un incremento de la misma. El proyecto valora que la media mensual de ingresos por trabajador autónomo supera los 1.400 euros, esto es más de 1,5 veces la base mínima de cotización que ahora existe. En caso de percibirse esa cantidad mensual aproximada la cuota cada mes pasaría de los 288,99 euros actuales a 433,48 euros. De este modo también, aquellos autónomos que actualmente sobrecotizan verían como la cuota mensual disminuye porque estará condicionada a los ingresos que reciben, al contrario que aquellos que cotizan por debajo de las cantidades recibidas, que verían incrementada su cuota.

El propio Ejecutivo ya ha puesto en conocimiento de la Comisión Europea su voluntad de culminar la reforma e implantar un nuevo sistema de cotización que esté basado en los rendimientos por la actividad económica, para corregir la distorsión que supone poder elegir libremente la base de cotización, tal y como ocurre ahora. Según sus palabras, esto implica también menos recursos recaudatorios para el sistema y menor protección social también para los propios trabajadores autónomos.

 

Prórrogas de las prestaciones por cese de actividad

Recientemente, el Gobierno ha prorrogado con las principales organizaciones de autónomos la prestación por cese de actividad hasta el 31 de mayo, que ahora mismo reciben casi 384.000 autónomos. En el nuevo acuerdo se elimina, además, la necesidad de que los autónomos hayan sido beneficiaros entre marzo y junio de 2020 del cese de actividad para acceder a la misma. También contempla la suspensión de la subida de los tipos de cotización hasta el 31 de mayo. Por otro lado, el acuerdo recoge que los autónomos podrán acceder a la prestación por cese de actividad y exoneración de las cuotas del 100% de todos los trabajadores por cuenta propia si en el primer semestre de 2021 tienen una caída de actividad del 50% con respecto al último semestre de 2019. En el anterior real decreto, la caída que se solicitada para acceder a la prestación era del 75%.

Una parte de esos autónomos que reciben prestación no podrán volver a su actividad una vez concluyan las ayudas, de tal forma que las ayudas europeas son consideradas imprescindibles por las asociaciones de autónomos para reducir el impacto de los cierres previstos ante la escasa actividad económica y la improbable vuelta de la demanda a los niveles previos a la crisis.