SHARE
Las ventas de turismos eléctricos suben un 119%, hasta agosto

Según las cifras de Ganvam, Asociación Nacional de Vendedores de Vehículos a Motor, Reparación y Recambios, y Aedive, Asociación Empresarial para el Desarrollo e Impulso de la Movilidad Eléctrica, las ventas de turismos eléctricos puros subieron un 119% en lo que va de año, hasta alcanzar las 6.675 unidades. Solo en el mes de agosto crecieron un 62%, con un total de 476 unidades matriculadas. Además, los datos muestran que es el canal de empresa el que actúa como motor de arrastre para introducir estos modelos en el parque. Así, el 45% de los turismos eléctricos matriculados hasta agosto se destinaron a flotas, con 303 unidades, un 100% más.

Entre otros motivos, este crecimiento se ve reforzado por la puesta en marcha de nuevos modelos de sharing en Asturias, que han convertido al Principado en la segunda región del país, tras Madrid, que ofrece este tipo de servicios free floating. De hecho, las matriculaciones de eléctricos en la comunidad asturiana acumulan un crecimiento del 575% en lo que va de año. El canal de renting es el más desfavorecido en agosto, con tan solo 7 turismos eléctricos matriculados, lo que supone una caída del 62%, si bien en lo que va de año, la variación acumulada es positiva, con un 121%.

Por otro lado, el canal particular registró un incremento acumulado del 159%, aunque las matriculaciones en agosto sumaron tan solo 166 unidades. A obstáculos ya habituales como el elevado precio de adquisición y la falta de infraestructuras de recarga se suman otros como la falta de información suficiente sobre cómo son y cómo se comportan este tipo de vehículos.

Otra de las conclusiones de los datos es la subida de las matriculaciones de furgonetas eléctricas. Con un crecimiento en agosto del 42% con 142 unidades vendidas, mientras que en lo que va de año, se han matriculado un total de 1.343 unidades, lo que supone un 38% más, poniendo de manifiesto que actividades como el reparto de mercancías en entornos urbanos comienzan a ser conscientes de las ventajas de la electromovilidad, ya que al bajo coste por kilómetro se unen las facilidades de circulación por la almendra central, en contraste con las dificultades planteadas a sus homólogas de combustión tradicional; así como al aumento de la oferta de modelos destinados al reparto de mercancías.

Las iniciativas privadas de sharing, principalmente, en grandes ciudades como Madrid y Barcelona, están contribuyendo a popularizar los vehículos matriculados de dos ruedas eléctricos. En agosto subieron un 65% en agosto, hasta las 62 unidades, y un 92% en ciclomotores, hasta las 235 unidades. En el acumulado, suman 3.398 y 3.538 unidades, respectivamente, lo que representa un 72% y un 40% más hasta agosto.

Sin embargo, a pesar de lo llamativo de las cifras, las matriculaciones de eléctricos apenas representan el 0,6% del mercado total, lejos todavía de los objetivos del Plan Nacional Integrado de Energía y Clima-PNIEC que fija para el horizonte 2030 un total de 5 millones de eléctricos en circulación o, lo que es lo mismo, el 15% del parque móvil.

Aedive y Ganvam abogan por medidas fiscales para ayudar a la electrificación de las flotas de empresa. Entre ellas, “que la deducción en el rendimiento en especie para vehículos corporativos eléctricos puros sea de al menos el 50% o que aquellos modelos cuyo precio antes de IVA supere el techo establecido para las ayudas puedan computar con el máximo coste establecido”. Además creen “necesario enmarcar las medidas de impulso al eléctrico dentro de un proyecto de Estado, con un programa de incentivos coherente, ambicioso, homogéneo en todo el territorio español, sencillo en su tramitación y continuado en el tiempo”.