SHARE
Nace Ambiplace, marketplace social para la prevención de residuos

Ambilamp y Ambiafme acaban de hacer realidad Ambiplace, una plataforma que pone en contacto a los productores de ambas con organizaciones sin ánimo de lucro y entidades educativas para la donación de sus excedentes de stock y productos fuera de catálogo.

 

La iniciativa, que ya está operativa, se constituye como un marketplace para prevenir y evitar la generación de residuos de la industria eléctrica. A través de la página web www.ambiplace.es, productores con existencias de aparatos de iluminación y material eléctrico y electrónico que hayan quedado obsoletos, pero perfectamente operativos (muchas veces por cambio de la gama o sobrantes de stock), pueden ponerse en contacto con organizaciones sin ánimo de lucro para la gestión de esos productos como donativos.

A través de Ambiplace, los productores que formen parte de la red de productores adheridos de las dos organizaciones tienen disponible la plataforma en la que ya pueden subir las fotografías, características y cantidades de los productos a donar, a la vez que las organizaciones sin ánimo de lucro pueden publicar sus proyectos y necesidades de producto. El objetivo es poder ayudar a realizar proyectos solidarios y colaborar en iniciativas de pobreza energética, formativas o contra la exclusión social.

 

El fabricante decide a qué organización dona

Ambiplace se encargará de seleccionar y homologar previamente a las organizaciones sin ánimo de lucro destinatarias de los productos, para asegurar que su fin es social y nunca comercial, y será el productor quien finalmente decida a qué organización donará sus productos en stock. Todos ellos deben estar en perfectas condiciones de funcionamiento y ser energéticamente eficientes. El objetivo del proyecto también reside en anticiparse a las obligaciones previstas en el Anteproyecto de la Ley de Residuos, que estipula la prohibición a los productores de eliminar los productos obsoletos, obligando a que sean donados.

Para el director general de Ambilamp-Ambiafme, Juan Carlos Enrique, “el mejor residuo es el que no llega a producirse o tarda más en hacerlo”, y de ahí la iniciativa que ahora entra en funcionamiento, “ponemos a disposición de nuestros productores adheridos un servicio único en España para el mejor cumplimiento de su responsabilidad social empresarial y, a la vez, un instrumento para el cumplimento de sus futuras obligaciones legales”, concluye. Los fabricantes están obligados a actualizar sus stocks de productos de manera periódica, ya sea por el cambio de gamas, por acumulación de devoluciones o por cualquier otra razón. Eso hace que cuenten con una cantidad de productos sobrante que solía ser entregado para reciclar.