SHARE
Fenie se opone a que Industria modifique el procedimiento de aprobación de las normas particulares de las distribuidoras

La Federación Nacional de Empresarios de Instalaciones de España se opone frontalmente al borrador de proyecto de Real Decreto, por el que se suprime el periodo de participación pública en el procedimiento de aprobación de las normas particulares, requisitos de conexión que cualquier instalación de usuario debe disponer, que afecta a las compañías distribuidoras de electricidad. Así informa de ello en un comunicado, en el que aduce que “no puede quedar el criterio de publicación de estos documentos, dada su repercusión social, ligado únicamente a intereses privados, excluyendo la participación de los órganos competentes de industria o a las organizaciones afectadas, ya sea de empresas instaladoras como de consumidores”.

Mediante la acción directa de sus asociaciones miembro, Fenie ha trasladado su postura a las diferentes direcciones generales de industria y ha podido constatar según las respuestas recibidas que “la iniciativa propuesta por el ministerio no tiene respaldo, dado que todas las partes interesadas, exceptuando las distribuidoras, ven reducida su participación en la aprobación de estos documentos a la mínima expresión”. Por otro lado, desde el punto de vista del colectivo de empresas instaladoras, “Fenie considera la importancia de mantener el periodo de información pública, para que las empresas estén informadas de las modificaciones que sufren estos documentos”, y añade que, “en caso de que no existiera este periodo de información pública, el sector no conocería las versiones de los esquemas de conexión vigentes en cada momento, con las dificultades que ello conllevaría a las más de 15.000 empresas instaladoras afectadas de forma directa, así como a cualquier usuario de la red eléctrica de forma indirecta”. Por todo ello solicita que el borrador de Real Decretono continúe con su tramitación y se mantenga el procedimiento actual de aprobación de las normas particulares de las compañías distribuidoras eléctricas”.