SHARE
Electrofil elimina el plástico en su actividad

La empresa distribuidora Electrofil ha tomado la decisión de dejar atrás el plástico, cambiando sus antiguas bolsas por un modelo más sostenible, realizado con materiales vegetales. De este modo reafirma su apuesta por un futuro sostenible y respetuoso con el planeta. Desde el departamento de Calidad y Medio Ambiente de la empresa trabajan en favor de la disminución de su huella en la sociedad a través de pequeñas acciones, como la reducción en consumo y el reciclaje en oficinas y almacenes de residuos no peligrosos, tales como el papel y cartón, plástico y madera. Por otro lado, también reciclan y colaboran en el reciclaje de lámparas y luminarias, propias y de sus clientes.

 

 

En consecución de sus objetivos de calidad y mejora continua, recientemente la empresa ha procedido a la retirada de sus antiguas bolsas de plástico, sustituyéndolas por otras fabricadas a partir de materiales vegetales, como fécula de maíz y patata. Estas nuevas bolsas llevan serigrafiada una bombilla con elementos referentes a la naturaleza y el medio ambiente, combinados con la representación de las 4 divisiones de su departamento técnico: Suma. La serigrafía de la bolsa concluye con el eslogan: Reduce – Reutiliza – Recicla.

 

Al año se generan alrededor de 368 millones de toneladas de residuos plásticos en el mundo, contribuyendo estos a la contaminación del planeta, especialmente en nuestros mares y océanos y desde Electrofil quieren hacer su contribución para tratar de reducir esa degradación.