SHARE
Ecolum respalda el Plan de Acción de Economía Circular y la consulta pública realizada

El plan de acción de Economía Circular de la Unión Europea para el periodo 2021-2023 y su extensión a cada país miembro fomentará los productos circulares y la reducción de los residuos. La Fundación Ecolum lo respalda firmemente en su periodo de consulta pública, que concluye precisamente este viernes 26 de febrero. El objetivo está bien definido, y servirá para materializar medidas concretas que desarrollen la Estrategia Española de Economía Circular, aprobada en junio de 2020.

 

El Plan de Acción incluye numerosas medidas en torno a 8 ejes de actuación: producción, consumo, gestión de residuos, materias primas secundarias y reutilización del agua; y con carácter transversal la sensibilización y participación, así como la investigación, innovación, competitividad, formación y empleo. Su objetivo es fomentar el consumo sostenible, fomentando incluso el mercado de segunda mano y reutilizar infraestructuras tanto públicas como privadas. Más aún, contemplar la Etiqueta Ecológica Europea, Ecolabel, para informar debidamente al consumidor, junto al futuro desarrollo de etiquetas que informen de la vida útil de los productos y su índice de reparabilidad, son medidas que potenciarán inexorablemente la circularidad de toda la actividad fabril en nuestro país.

En el ámbito de producción, el consumo y la gestión de los residuos, Ecolum celebra el impulso al Ecodiseño, y en especial, la inclusión de medidas más ambiciosas como definir requisitos puntuables, basados en Economía Circular, para todas las industrias y empresas que quieran acceder a programas de ayudas públicas, préstamos y líneas de crédito públicas, o que quieran licitar concursos públicos. Es un paso adelante para introducir la denominada Contratación Pública Ecológica, CPE, aunque es pronto para su implementación por falta de apoyo técnico y directrices precisas. Directivas como la de Eficiencia Energética en los Edificios o la de Vehículos Limpios ya obligan a las empresas a cumplir con la sostenibilidad y la circularidad, si quieren licitar concursos públicos.

 

Edificación circular, el gran reto presente y futuro

Con respecto a la Edificación, responsable de más del 30 % de la extracción de recursos naturales, y a escala europea, el 40 % de las emisiones de dióxido de carbono, Ecolum considera que “el factor precio se impone en casi todas las obras nuevas o de rehabilitación, y por extensión, los consumidores finales o propietarios de inmuebles, no saben qué huella de carbono tiene dicha propiedad”. Para la Fundación “el reto reside en el uso de materiales bajos en carbono, productos que se instalen o renueven que sean reciclables y reutilizables, y sobre todo, convencer a estos profesionales de la instalación y construcción que la estética y el precio no lo son todo”.

En términos generales, Ecolum lo define como “un plan ambicioso, pero no deja de ser unos pasos que a futuro deberán ser más exigentes. Por ello, si ahora se fomenta la investigación, la competitividad, y la innovación, junto a la formación e inserción de los jóvenes en estas nuevas disciplinas, estaremos forjando un futuro prometedor en nuestro país para la Economía Circular”, y añaden que ”ha de ser la oportunidad para que transformemos los sectores esenciales de nuestro país en sectores circulares, para incorporar este concepto en toda la cadena de valor, y lograr juntos una economía con huella de carbono nula”. Los fondos de recuperación del Plan Next Generation EU se revelan claves para ello y para lograr “que la estrategia sea la óptima y que la transformación de nuestro modelo económico sea un éxito en resiliencia, digitalización y sostenibilidad”, concluyen desde Ecolum.