“Las mujeres debemos demostrar que el liderazgo empresarial puede ser diferente”

“Las mujeres debemos demostrar que el liderazgo empresarial puede ser diferente”

358
SHARE
“Las mujeres debemos demostrar que el liderazgo empresarial puede ser diferente”

El pasado 12 de julio, Instaladores 2.0 reunió a media docena de directivas de gran representatividad dentro del sector eléctrico. Procedentes tanto de empresas fabricantes, como distribuidoras, como también de la gestión ejecutiva y directiva en asociaciones o en una compañía comercializadora de electricidad. Ana Belda, directora general de RS Components, Elena González, directora general de Anese, Inma Peiró, directora general de Asefosam-Agremia, Isabel Reija, directora general de Fenie Energía, Noemí Sobrino, vicepresidente para  Ecobuliding en Schneider Electric, y Pilar Vázquez, presidenta de Anfalum y directora comercial internacional en Carandini, participaron en un Desayuno, que tuvo lugar en el Hotel Gran Meliá Fénix Colón, de Madrid, y que tuvo como preludio un repaso general a la situación actual en lo que se refiere al desarrollo profesional de la mujer como directiva en el mundo empresarial español y, más concretamente, en entornos técnicos, como el que nos ocupa.

Mientras las mujeres suponen un 54% de la población total en las universidades españolas, sólo alcanzan un 25% en las ingenierías. Para Pilar Vázquez, la razón puede ser que “a lo mejor no nos gustan las carreras técnicas, no se trata de algo que se pueda forzar”. Inma Peiró cree que “es una cuestión de educación”. Y Elena González puntualizó que “en nuestra generación hemos influido menos”. Sin embargo, Isabel Reija percibe síntomas de evidente cambio, “la sensación es que cada vez hay más. En concreto, en Fenie Energía, el 70% del personal de la plantilla somos mujeres”.

Ninguna cree abiertamente que le haya perjudicado ostensiblemente ser mujer, aunque según Ana Belda, “en determinados momento si sientes que se te cierran puertas por serlo”. Elena González se congratula de que “somos más duras, demasiado exigentes”. Pilar Vázquez considera que “partes de la base de que vas a tener barreras, por eso luego el balance no es tan malo, señal de que algo está pasando…”

Isabel Reija alude a una encuesta de la que se desprende “que el salario medio es un 30% inferior”. Y Pilar Vázquez considera que “en el fondo tiene una cierta lógica que haya pocas mujeres porque éramos pocas las que estudiábamos. La cuestión es saber si van llegando con las nuevas generaciones”. Noemí Sobrino considera que “tenemos que liderar la transformación del directivo. Las mujeres, a veces, solemos imitar y  es un error porque el liderazgo puede ser diferente”.

(El contenido completo del reportaje sobre el Desayuno con Mujeres Directivas se recogerá en la próxima edición de Instaladores 2.0. La Revista, que se publicará el próximo mes de octubre)