SHARE
El Gobierno Vasco promueve, junto a Instagi, las inspecciones en baja tensión

La Delegación de Gipuzkoa del Departamento de Desarrollo Económico y Competitividad, en colaboración con el Colegio de Administradores de Fincas y con Instagi, Asociación Empresarial de Instaladores y Mantenedores de Gipuzkoa, ha enviado 1.600 cartas a las comunidades de vecinos que no consta que hayan pasado la inspección obligatoria de las instalaciones de baja tensión con antigüedad superior a 10 años y más de 100 kW de potencia.

La Delegación convocó una reunión en el Colegio de Administradores de Fincas, con el objeto de informar acerca de esta obligación y aclarar las dudas pertinentes, igual que lo hiciera ya en septiembre de 2013 en colaboración con la propia asociación. Más de una treintena administradores de fincas asistieron a la reunión en la que se informó acerca de cómo saber si la instalación tiene más de 100 kW y qué hacer tras la inspección. El envío de cartas por parte de la Delegación  de Gipuzkoa recordando la  obligación de realizar las inspecciones y corregir defectos, se está coordinando con la campaña de publicidad en prensa que realiza Instagi.