SHARE

Legrand Group España ha firmado un acuerdo de colaboración con la ONG Energía sin Fronteras, que ha motivado ya una donación de material eléctrico para proyectos en África, el pasado viernes 19 de enero. La donación se llevó a cabo en el almacén de la compañía, en Alcalá de Henares, con el director general, Pascal Decons; el director de Logística, José Carlos Bermejo; y la directora de RRHH, Raquel Llorente. Por parte de Energía sin Fronteras, los representantes fueron la presidenta de la Junta Directiva, Lucila Izquierdo; el responsable de Operaciones, Enrique Alcor; y el responsable de RRII y Comunicación, Fernando Urquiza. Los materiales donados son elementos de potencia RX3 y DX3, mecanismos Valena y tomas P17. El acuerdo de colaboración firmado con Legrand recoge tres proyectos que se realizarán en febrero en Benin, Togo y Kenia.

En el caso de Benin, donde la tasa de electrificación es tan solo del 38,4%, el proyecto “Aula de electricidad en Cotonou” va destinado a mejorar las prácticas en electricidad y electrónica de los alumnos de formación profesional del Centro de Formación de Cotonou. Por su parte, la carencia de redes de distribución eléctrica en Kara (Togo) hace favorable la instalación de equipos solares, debido a la alta disponibilidad de este recurso, por lo que, en este caso también se busca la mejora en las prácticas de generación fotovoltaica de los alumnos del Centro de Formación Profesional.

En lo que se refiere al proyecto en Kenia se destina a una ecoaldea, Nyumbani, formada por 1.000 niños huérfanos y 100 abuelas que se ocupan de ellos. El material donado se centra sobre todo en mejorar las prácticas en electricidad y electrónica. Además, la ONG ya puso en marcha una planta fotovoltaica, por lo que la experiencia y el conocimiento en generación de esta energía es también muy importante.

La ONG Energía sin Fronteras nace a partir de la constatación de que la energía y el agua son componentes esenciales para el desarrollo y el progreso de los pueblos. Así, su misión principal es dotar de estos recursos básicos a los países que no disponen de ellos.

Con esta iniciativa, Legrand quiere colocar como una prioridad a la solidaridad en su programa de Responsabilidad Social Corporativa (RSC), que recoge diversas acciones entre las que se contempla un acceso sostenible a la electricidad.