SHARE
Schneider Electric estrena un software para diseñar y configurar sistemas de automatización en viviendas y edificios

El sector de la automatización de viviendas y edificios está creciendo rápidamente y se espera que alcance más de 80 mil millones de euros para el año 2022. Gracias a las nuevas tecnologías móviles y conectadas, y a los avances del Internet of Things (IoT), está aumentando la demanda por parte de los propietarios y gerentes de edificios para poder tener más control y flexibilidad en sus instalaciones, así como una mayor conectividad y seguridad. Sin embargo, hay algunos retos a superar para poder aprovechar al máximo los beneficios de la automatización de edificios, especialmente en entornos más pequeños.

Schneider acaba de incorporar eConfigure KNX, que aprovecha este protocolo de comunicaciones para conseguir una completa interoperabilidad entre la vivienda y los sistemas del edificio. Se trata de una nueva solución diseñada específicamente para viviendas y edificios pequeños y medianos como escuelas, oficinas, hoteles, tiendas y restaurantes, entre otros. El nuevo software proporciona herramientas para que los integradores de sistemas y los profesionales de la instalación eléctrica configuren de forma fácil y rápida los sistemas de automatización integrados utilizando una interfaz gráfica simple, que les permite trabajar de manera más eficiente. Al usar KNX, el estándar de comunicación mundial para el control de viviendas y edificios, permite la interoperabilidad entre varios sistemas del edificio, como la iluminación, las persianas, los sistemas HVAC y la gestión de la energía. 

Schneider Electric estrena un software para diseñar y configurar sistemas de automatización en viviendas y edificios

Según su product manager en la multinacional, Alexandre Bousselin, “el nuevo software eConfigure KNX Lite permite a los electricistas ser completamente autónomos en el diseño y la instalación de sistemas de automatización de edificios, para que puedan ofrecer el nivel de automatización que sus clientes demandan, independientemente del tamaño de la instalación”, y añade que “a pesar del gran interés de los clientes, muchos instaladores eléctricos que trabajan con instalaciones más pequeñas piensan que los sistemas de automatización de edificios son demasiado complejos y caros de instalar y configurar. Esto les lleva a usar sistemas de automatización propietarios que ofrecen poca flexibilidad y funcionalidad o que directamente impiden la automatización del edificio”.

Entre sus características más destacables, se incluye una interfaz gráfica intuitiva para diseñar proyectos directamente sobre los planos o que permite hasta 250 dispositivos KNX en un mismo proyecto. Además la formación es simple y se puede realizar en un solo día, genera una lista de materiales con sus funcionalidades e informes que pueden usarse a modo de contrato con los clientes, el mantenimiento es muy sencillo y los propietarios de viviendas o edificios pueden gestionar sus sistemas in situ o de forma remota, a través de múltiples tipos de dispositivos, incluidos smartphones, tablets y ordenadores.